He aquí la tempestad | Poema

POEMA HE AQUÍ LA TEMPESTAD HAROLD CORTES

He aquí la tempestad, he aquí el quebranto.
Los cristales de mis ojos agotados en la noche
Se ocultan como lunas vespertinas:
Como plumas de cuervo
Que a morir vinieron en mis sueños.

He aquí el dolor, He aquí mi penuria,
Cielos negros para aquellas ilusiones,
Péndolas sin lagrimas que escriban
Mis lienzos de promesas
Guardadas en silencio.

*Este poema hace parte de una colección de obras inéditas del autor y están registradas en la propiedad de derechos de autor según la ley vigente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .